Nacionales_portada

Denuncian libertad irregular condenado por asesinato profesora López Reyes

Familiares de la asesinada psicóloga y profesora Yanet López Reyes, hermana del periodista Oscar López Reyes, denunciaron que el presidente del Tribunal de Ejecución de la Pena del Departamento Judicial de Santo Domingo dispuso, en forma irregular, la libertad condicional de Junior Leonel Sánchez (Caco de Balas), condenado a 10 años por el hecho.
 
Los hermanos Nayet, Miriam, Josefina, Rafael, Oscar y Jorge López Reyes dijeron que el juez Rafael A. Báez García ordenó la liberación del recluso sin haber oído ni citado a los cinco querellantes ni a los seis abogados de la víctima, y que también causa extrañeza y suspicacia que la Procuradora adjunto de la Corte de Apelación del Departamento Judicial de Santo Domingo, licenciada Awilda Balbuena, no haya hecho ninguna objeción.
 
Al solicitar a la Suprema Corte de Justicia y a la Procuraduría General de la República investigar las razones reales por las cuales ha ocurrido esta grave anomalía, los abogados Neftalí de Jesús González Díaz y Naudy Tomás Reyes presentaron un formal recurso de apelación, solicitud de revocación de la resolución número 67-2013 y que se dicte orden de captura del señor Sánchez o Caco de Balas.
 
El periodista López Reyes dijo que está tomando las precauciones correspondientes, en vista de que el 16 de abril del 2009 depositó una denuncia en la Fiscalía del Distrito Nacional contra Caco de Balas, que permitió desmontar la tercera trama criminal en su contra, por el fiscal adjunto Dante Castillo y el coronel del Departamento de Investigaciones Delictivas de la Policía César Terrero.
 
Indicó que las tres tramas fueron orquestadas desde las cárceles de La Victoria y Najayo, así como desde Holanda, especialmente luego de que suministrara informaciones a la madre y dos hermanas (una de ellas senadora) del abatido Darío Gómez sobre la participación de esta banda en el asesinato de su hermana y también de este senador.
 
En su recurso, los abogados González Díaz y Reyes hacen referencia a la violación al derecho de las victimas y sus derechos fundamentales, al debido proceso y a la tutela jurídica efectiva, contenido en los artículos 68 y 69 de la Constitución de la República.
 
También citan el artículo 84 del Código Procesal Penal, falta de motivación de la sentencia de libertad condicional y violación a la Ley.
 
Dijeron que Caco de Balas fue trasladado, por mala conducta, desde la cárcel de Najayo a la del 15 de Azua, y de ésta a La Victoria, aparte de que no ha cumplido ninguno de los mandatos de la sentencia condenatoria.
 
EL ASESINATO Y OTRAS TRES MUERTES
 
En las primeras horas de la tarde del 19 de agosto de 2005, Jonathan Tavarez Portes se hizo pasar por mensajero para ingresar a la residencia de la educadora Yanet López Reyes, en la calle 4 Sur número 86 del Ensanche Luperón, donde le disparó mortalmente al tórax, en presencia de sus tres hijos menores de edad, procreados con su esposo, el fiscal adjunto del gobierno de Hipólito Mejía, doctor Elvin Confesor Herrera.
 
El sicario Tavarez Portes testimonió en un documento rubricado por su defensor público y por él cinco meses antes de morir en forma extraña en la cárcel, que los hoy condenados le facilitaron todos los recursos para cometer el crimen, desde el pago de 200 mil pesos, cinco kilos de cocaína, el uniforme de mensajero que vestía, lentes, gorra, bulto, motor y hasta el arma de fuego.
Caco de Bala coordinó todas estas acciones, mientras que Melvin Antonio de la Cruz Batista alquiló su motocicleta y cooperó para la ejecución del macabro crimen. Este luego fue asesinado a tiros.
Una tercera ejecución no ha trascendido a la opinión pública, perteneciente a un grupo que entonces operaba en los barrios 27 de Febrero, Espaillat y Luperón. También era parte Carlos Collares, inculpado por el asesinato de Darío Gómez y quien fue asesinado en la prisión.
 
A Rosa Marte y/o Sonia Altagracia Alcántara (tiene dos cédulas) la Suprema Corte de Justicia le ratificó la condena de 15 años de prisión, que cumple en la cárcel de Najayo, por haber ordenado el asesinato, motivada por los celos y la no devolución de 12 misteriosos millones de pesos.
 
Igualmente, el alto tribunal ratificó condenas a 5 años de prisión para Orlin Deyanira Vásquez y Ariel Antonio Paulino Guerrero, quienes purgaron sus penas.
 
Los imputados fueron defendidos por Carlos Balcácer, Carlos Olivares, Ingrid Hidalgo Martínez y otros reconocidos abogados.
 
Los acusados fueron descubiertos a través del rastreo e intervención legal de llamadas telefónicas, de labores de inteligencia y el testimonio de algunas personas.
 
Desde el primer momento, el esposo de la víctima, el ex fiscal adjunto Elvin Herrera Martínez, fue interrogado por agentes del Departamento de Homicidios de la Policía Nacional, en vista de que había sido amenazado en varias oportunidades, y posteriormente desconocidos le incendiaron su yipeta.
 
Yanet López Reyes se graduó con notas sobresalientes de licenciada en psicología en la Universidad Autónoma de Santo Domingo, y luego se especializó en psicología escolar y clínica. Fue orientadora y profesora en varios centros de estudios públicos y privados de Santo Domingo. 
 
El día de su asesinato ofreció una charla sobre autoestima al personal docente y administrativo del Colegio Arroyo Hondo, donde laboraba desde hacía más de 15 años.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba