Internacionales_portada_slider

Wisconsin activa a la Guardia Nacional tras noche violenta

MADISON, Wisconsin, EE.UU. (AP) — El gobernador de Wisconsin activó el miércoles a la Guardia Nacional para proteger propiedades estatales, tras una noche de violencia en la que se derribaron dos estatuas ante el Capitolio del estado, una de las cuales conmemoraba a un héroe abolicionista de la Guerra Civil.

Los manifestantes también atacaron a un senador del estado, lanzaron una bomba incendiaria a un edificio del gobierno y trataron de allanar el Capitolio, donde fueron repelidos por la policía en el lugar con aerosol de pimienta. La violencia se produjo mientras un grupo de entre 200 y 300 personas se manifestaban por la detención de un hombre negro que, esgrimiendo un bate de béisbol, gritó a los clientes de un restaurante con un megáfono.

Unas 40 personas se reunieron de forma pacífica el miércoles por la noche ante la cárcel del condado en el centro de la ciudad, donde estaba retenido el hombre, pidiendo su liberación.

El gobernador, Tony Evers, que visitó las zonas afectadas el martes por la noche y dijo que la violencia era “un agudo contraste” con las manifestaciones pacíficas, dijo que activaría a la Guardia Nacional “para asegurar que la gente puede ejercer sus derechos de la Primera Enmienda al tiempo que se garantiza la seguridad de los ciudadanos y los edificios e infraestructuras estatales”.

“Si su objetivo era avanzar en la justicia social y las reformas de la policía en el estado de Wisconsin y asegurarse de que el racismos sistémico es algo del pasado, han fracasado”, dijo Evers a los manifestantes en WTMJ-AM.

La violencia ocurre en una ciudad conocida como un bastión progresista y con una antigua tradición de protestas ciudadanas, incluyendo las surgidas en la Universidad de Wisconsin en la década de 1960. Unas 100.000 personas protestaron en 2011 cuando el entonces gobernador Scott Walker impulsó una serie de medidas antisindicales. Con mucha frecuencia hay protestas por alguna razón u otra frente al Capitolio, a veces cada semana o incluso a diario.

Las protestas también recordaron la muerte en 2015 de un joven negro de 19 años abatido por un policía, quien fue exonerado y sigue en su cargo.

La violencia estalló el martes luego der que la policía de Madison arrestó a un manifestante que entró a un restaurante frente al Capitolio blandiendo un bate de béisbol. Un video publicado por la policía muestra al individuo, Devenore Johnson, hablando con un megáfono entre los comensales en el patio del restaurante. Luego pasa al interior del establecimiento donde sigue hablando sobre la necesidad de “perturbar” al restaurante y hablando de la policía y de Dios, antes de salir.

En otro video publicado por la policía, se ve a cinco agentes llevándose a Johnson a una patrulla. La policía afirmó que Johnson se resistió y que incluso escapó de la patrulla antes de ser derribado y recapturado.

Johnson fue procesado en 2015 por viajar como pasajero en un vehículo robado, resistirse a un policía y por robo, según registros judiciales disponibles en internet. Se declaró culpable en el caso del vehículo robado y se le sentenció a libertad supervisada. Al año siguiente fue acusado de participar en un robo a mano armada. Se declaró culpable de hurto y fue sentenciado a libertad bajo vigilancia.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar