Internacionales_portada_slider

Chocan dos avionetas en pleno vuelo y los pilotos salen ilesos

Dos pequeños aviones chocaron en el aire el cerca de esta ciudad americana en un accidente que dejó un avión casi partido por la mitad y obligó al piloto del otro a saltar en paracaídas, para finalmente tomar tierra de manera segura. Sorprendentemente, nadie resultó herido, dijeron las autoridades.

Ambos aviones se estaban preparando para aterrizar en un pequeño aeropuerto regional en un barrio de Denver cuando chocaron a media mañana, según la Junta Nacional de Seguridad en el Transporte y South Metro Fire Rescue. “Cada uno de estos pilotos tiene que comprar un billete de lotería ahora mismo”, dijo el ayudante del alguacil del condado de Arapahoe, John Bartmann. “No recuerdo nada como esto. Quiero decir que esa es la parte asombrosa de esto “.

June Cvelbar dijo a la televisión KUSA que presenció el choque mientras caminaba por el Parque Estatal Cherry Creek. “Vi dos aviones en el cielo. Vi un avión verde más grande, que pensé que era un avión de remolque, junto con lo que pensé que era un planeador remolcado por él. Escuché un ruido pero no me di cuenta de que los dos aviones habían chocado”. Cvelbar afirmó que vio el avión verde volar y poco después contempló al aparato más pequeño desplegar su paracaídas.

El avión es propiedad de una empresa con sede en Colorado llamada Key Lime Air que opera aviones de carga. Un piloto y un pasajero estaban en el otro avión, un aparato monomotor Cirrus SR22 que soltó un paracaídas rojo y blanco para flotar hacia un aterrizaje seguro en un campo cerca de las casas en el Parque Estatal Cherry Creek. La Junta Nacional de Seguridad en el Transporte dijo en un tuit que estaba enviando personal para investigar el incidente. Key Lime Air cooperará con la investigación, dijo la compañía en un comunicado.

Y añadió que al principio pensó que era un ejercicio de entrenamiento. “Cuando me di cuenta de que la avioneta se estaba hundiendo, corrí hacia ella. El piloto y su pasajero estaban levantados “, afirmó Cvelbar. El piloto fue la única persona a bordo de un Fairchild Metroliner bimotor que aterrizó en el Aeropuerto Centennial a pesar de sufrir daños importantes en la sección de cola.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba