Nacionales_portada_slider

Policía mata a dos presuntos delincuentes en Bonao y Villa Altagracia

La Policía informó que dos hombres cayeron abatidos ayer por sendas patrullas del cuerpo del orden que fueron atacadas a tiros en hechos ocurridos por separados en los municipios de Bonao y Villa Altagracia.

Un informe preliminar explica que uno de los fallecidos es un hombre no identificado, de tez clara, 167 libras de peso, pelo crespo, de cinco pies siete pulgadas de estatura, que se desplazaba por una calle de Bonao, provincia Monseñor Nouel, en una motocicleta junto a Julito el Cazador, sindicado como un reconocido delincuente de esa localidad.

Mientras que el segundo es Julio Francisco Rosa Lugo, de otros datos que se investigan, cuyo cadáver permanece en la morgue del hospital público de Villa Altagracia.

El hombre abatido en Bonao conducía la motocicleta marca CG, negra, por la calle principal del sector Los Arroces, junto a un tal “Julito El Cazador”, cuando los agentes le ordenaron detenerse, pero éste y su acompañante respondieron disparando contra los integrantes de la patrulla, siendo en esas circunstancias que el desconocido resultó con heridas de bala en el pecho, y la mano izquierda, mientras su acompañante lograba escapar.

La Policía informó que el desconocido portaba una pistola Browning, calibre nueve milímetros, serie G00866, con un cargador y tres cápsulas, cuya procedencia se investiga.

En tanto que Rosa Lugo fue abatido por una patrulla que acudió en auxilio del motoconchista Domingo Lora de León, de 22 años, quien dijo a los agentes que cuatro hombres habían intentado despojarlo de la motocicleta que conducía.

Cuando los agentes llegaron al sector Los Arroces, Rosa Lugo y un acompañante dispararon contra los integrantes de la patrulla que repelieron la agresión causándole al primero las heridas que le provocaron la muerte.

El cadáver de Rosa Lugo fue enviado al Instituto Nacional de Patología forense para fines de necropsia mandatorios.

La Policía activa la localización de los cómplices del fallecido para apresarlo y ponerlo a disposición del Ministerio Público.

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar