Nacionales_portada

Estudio certifica calidad del salami de República Dominicana

 

El estudio realizado por el Ministerio de Salud Pública al salami producido en el país determinó que están libres de bacterias perjudiciales para la salud (incluyendo coliforme  que se encuentra en las heces fecales), aunque sólo en el 64% existió coincidencia entre el contenido de proteína indicado en la etiqueta con el que realmente poseían.
Pese a ese defase, el 99 por ciento del salami analizado tenía valores proteínicos en el rango establecido por las normas vigentes en la actualidad.
Este peritaje se realizó luego de un estudio previo ordenado por el Instituto Nacional de Protección de los Consumidores (Pro Consumidor) que arrojó graves fallas sanitarias en los productos analizados.
En esta ocasión se contó con la participación de la Organización Panamericana de la Salud  y del Instituto de Nutrición de Centroamérica y Panamá  , así como con técnicos de control de calidad del Laboratorio Nacional de Salud Pública “Dr. Defilló”.
Sobre el análisis de presencia microbiológica en las muestras tomadas, el informe indica que “los resultados encontrados son muy satisfactorios, prácticamente todas las muestras están dentro de los valores aceptables. Apenas una muestra se encontró con valores fuera de rangos”.
Añade también que la totalidad de la muestra presentó valores de nitrito dentro de los rangos establecidos por las normas.
Esta sustancia se usa para darle color característico a los embutidos y usada en cantidades inadecuadas produce  daños a la salud, porque podría  oxidar el hierro de la sangre.
El informe indica que la proteína se considera como un parámetro de calidad del producto, pero que en el caso dominicano esto tiene un componente en la salud de la población desde el punto de vista nutricional debido a su gran consumo.
El 40.78 por ciento de los productos analizados no están conforme a los niveles de nutrición aceptados, el 52.43% está conforme a los mismos, aunque requerirían mejoras, y el 6.8% está  conforme.
Los productores que mayores niveles de calidad presentaron en el estudio  fueron Salami Good Old Germany (de Good Gold Germany), Salami Argentino (de Agro Foods Dominicana), Salami Límite (de Agrofem), Salami Don Pedro (Induveca), Salami Genoa (Procesadora Hermanos Taveras), Salami Argentino (Agroporc), Salami Especial (Induveca) y Salami Super Especial (de Industria Checo).
En las conclusiones del estudio se indica que el 99% de las muestras analizadas cumple  con los requisitos establecidos en las especificaciones microbiológicas; el 100%  cumple con los valores de nitritos. 
El estudio  alertó  que muchas  de las empresas registradas en el Ministerio de Salud Pública ya no están operando.
En el informe  estimaron tomar las  muestras del “universo” a  206 marcas que se encontraban en el registro del Ministerio.
Estas marcas correspondían a 45 fábricas  embutidoras.  
Con esto  se  pretendía realizar un muestreo con el que se garantizaba  que se incluyeran los parámetros  del estudio que realizó  Pro-Consumidor.
El año pasado, esta entidad denunció que algunos productos cárnicos contenían bajos niveles proteínicos  y algunas bacterias.  
“Aunque sí visitamos  las 45 empresas del universo planteado solo 23 plantas estaban operando, 22 estaban cerradas y había una que tenía un registro duplicado, por lo que el total de plantas visitadas fue de 45”, apunta el informe.
 

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar