Nacionales_portada_slider

Diputados designan Comisión Especial que investigue reclamo de los médicos que tomaron examen para residencia

Santo Domingo..- La Cámara de Diputados designó este martes una Comisión Especial para que investigue lo relativo al reclamo que vienen haciendo cerca de 3,500 médicos que no aprobaron el examen impartido por el Consejo Nacional de residencias Médicas (CNRM).

La Comisión Especial que aprobó el hemiciclo estará presidida por el diputado Radhamés Camacho e integrada además por los voceros de las diferentes bancadas y por la Comisión Permanente de Salud.

La iniciativa fue tomada luego de que Abel Martínez, presidente de la Cámara de Diputados, acompañado por otros colegas, recibiera hoy en su despacho a una comisión de profesionales de la medicina quienes explicaron la situación que los enfrenta con el CNRM, a raíz de la aplicación del examen nacional a más de tres mil aspirantes a residencias médicas del Ministerio de Salud Pública, de los cuales sólo aprobó el 18%.

Durante la sesión de este martes, Martínez denunció que a estos estudiantes, que a su vez son profesionales ya, se les está negando el derecho a revisión de los exámenes aplicados el día primero de marzo pasado.

Por eso, el legislador propuso la conformación de una comisión especial funcional para dar seguimiento a este tema, no sólo a la revisión del examen sino al manejo de esos recursos que se cobraron y con ello llegar hasta la soluciones del problema inmediato y a conocer ese procedimiento que hasta ahora es fantasma.

“Ante lo sucedido, creo que nosotros como diputados, que somos representantes de esos jóvenes y de nuestras respectivas provincias, debemos unirnos a esta lucha y exigir en primer término que esos exámenes sean revisados, ya que ellos no piden que se les pase, sino que se les diga cómo reprobaron o si pasaron la prueba”, declaró el presidente de la institución legislativa.

“Desde aquí, queremos enviar un mensaje claro de que estamos unidos en esta lucha y que indagaremos sobre el sistema y el procedimiento que emplea el Consejo Nacional de Residencias Médicas para examinar. Queremos saber quiénes evalúan, cual es el método, porqué cobran dinero y a dónde va. Nos hacemos esas interrogantes e iremos tras las respuestas”, sentenció a seguidas.

Durante el uso de turnos, el diputado Juan Quiñones, como médico, mostró su preocupación por este problema y planteó que se modifique la ley que le da potestad al Consejo para desempeñar sus funciones. También sugirió que el examen sea dado por el Ministerio de Educación Superior, Ciencia y Tecnología y que ese Consejo esté formado por representantes de las distintas universidades que tienen escuelas de medicina, así como de instituciones que tienen que ver con el tema.

El congresista Eugenio Cedeño, presidente de la Comisión Permanente de Derechos Humanos de la Cámara de Diputados, tomó la palabra para sugerir que no se quede en la superficie el análisis y búsqueda de solución sino que se busquen esos males de fondo, al razonar que eso ocurrido con los exámenes es sólo una situación que destapa una caja de pandora.

De su lado,  Ramón Fernández cuestionó la profesionalidad de esos maestros, al entender que es imposible que a un docente le reprueben ocho de cada 10 estudiantes. “Quienes tienen que revisarse son ellos, los miembros del Consejo; pero además ¿cómo se le cobran unos 13 millones de pesos a esos galenos para examinarles?” se cuestionó el legislador.

José Alberto García, parte de los comisionados presentes hoy en el hemiciclo, reiteró que “nuestra propuesta es revisión, con base bibliográfica actualizada, que se hagan públicas las preguntas y respuestas correctas, por ser un derecho que nos asiste por el libre acceso a la información que consagra la Constitución”.

“No aceptamos como posible solución al problema  lo que propone el Consejo, ya que agrava el caso por no existir el número de plazas necesarias para colocar a todos los médicos. La comunidad médica afectada tiene la intención de transparentar el proceso y despejar dudas”, recalcó García.

Gabriela López dijo que como estudiante de medicina le atemoriza el futuro que le espera, ya que sus perspectivas profesionales son muy contrarias a las que puede ver hoy día.

Los galenos se preguntan por qué se les niega la revisión, porqué las distintas instituciones que componen el Consejo no se quieren reunir con ellos y porqué quieren someter a más de tres mil médicos a una resolución que es contraria al reglamento.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Menu