Nacionales_portada_slider

Barrick Pueblo Viejo presenta Un lugar de Valor

Santo Domingo:- La minería responsable es posible y es una realidad en la República Dominicana, gracias al trabajo de Barrick Pueblo Viejo en la región de Sánchez Ramírez, que por más de 15 años ha impulsado acciones orientadas a la sostenibilidad, al desarrollo de las comunidades y al cuidado al medio ambiente.

Con el propósito de ampliar la transparencia en cada una de estas acciones, la empresa lanza la iniciativa “Un Lugar de Valor”, que destaca estos esfuerzos que evidencian la trascendencia que tiene la operación minera en la vida de cientos de dominicanos y dominicanas.

“Un Lugar de Valor nace de la intención de diferenciar las buenas prácticas de Barrick, frente a las actuaciones no responsables ejercidas en el pasado, las cuales han estigmatizado a la minería como un enemigo del pueblo y del medio ambiente, nada más ajeno a la realidad”, señaló Juana Barceló, presidenta de Barrick Pueblo Viejo.

 “Son justamente nuestras buenas prácticas que nos permiten garantizar el sostenimiento de la vida útil de la mina, un proyecto de alta importancia para el país que aumentará de forma considerable nuestros aportes en materia social, ambiental y económica para beneficios de los dominicanas y dominicanos, añadió Barceló.

Un Lugar de Valor cuenta con un sitio web donde se exponen datos e informaciones relevantes de la minera, realizada por Barrick Pueblo Viejo en estos años de operación en el país, y pone de manifiesto la importancia del proyecto para extender la vida de la mina, que requiere un lugar, una nueva presa de colas, que reúna las condiciones técnicas, sociales y medioambientales necesarias. Este espacio digital muestra casos de éxitos de la empresa como la remediación medioambiental de la Presa de Mejita, un claro ejemplo de que es posible realizar una minería responsable y amigable con el medio ambiente.

El proyecto de continuidad derivará en más de US$9,000 millones de ingresos adicionales para el Estado dominicano, recursos que podrán ser utilizados para proyectos de mejora que cubran las necesidades sociales de las comunidades. Asimismo, tendrá un efecto positivo en las compras locales, las cuales, se estima, que incrementarán en aproximadamente US$13 billones, además de la generación de más de 3,300 empleos, directos e indirectos, y la puesta en marcha de nuevos proyectos que impulsarán el desarrollo social y económico de las comunidades.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba