Nacionales_portada_slider

Apresan hombre acusado de violación sexual de dos niñas en SDE

La Policía Nacional reportó este martes el apresamiento de un hombre acusado de violar dos niñas de 8 y 10 años, respectivamente, en el sector La Ureña, Santo Domingo Este; el fallecimiento por ahogamiento de una niña de nacionalidad alemana mientras se bañaba en una piscina artificial en el patio de su residencia en Samaná, y un nacional haitiano murió al caerle encima una pared en construcción en el sector Los Frailes II, Santo Domingo Este.

La uniformada dijo que en el caso ocurrido en el sector La Ureña, Santo Domingo Este, Ramón Antonio García fue apresado tras ser sorprendido en flagrante delito abusando sexualmente de dos niñas de 8 y 10 años de edad, cuyos nombres se omiten por razones legales.

El detenido se encuentra bajo el control del Ministerio Público para los fines legales correspondientes.

En tanto que en la calle Manuel Chiquito del distrito municipal de Las Galeras, Samaná, la niña de nacionalidad alemana Kailany Dolores Veras Sánchez, de un año y seis meses, murió a causa de asfixia por ahogamiento, según el certificado del médico legista actuante, cuando se bañaba junto a varios niños una piscina de plástico en la parte trasera de su vivienda.

Su cadáver fue enviado a la regional del Instituto Nacional de Ciencias Forenses (INACIF) en San Francisco de Macorís para fines de necropsia.

En otro hecho ocurrido en la calle Amauris Germán Aristide No.50 del sector Los Frailes II, Santo Domingo Este, el nacional haitiano Delcino Delcin, murió a causa de trauma contuso en el cráneo encefálico severo por aplastamiento, luego que le cayera encima una pared en construcción.

 

Según las declaraciones de la señora Ana Luisa Heredia Lasocé, propietaria de la casa en construcción, la víctima se encontraba trabajando junto al maestro constructor sólo conocido como “Noel”, de la misma nacionalidad, y escucharon cuando la referida pared se fue abajo y le cayó encima a Delcino Delcin.

Dijo que al momento de ocurrir el hecho, “Noel” emprendió la huida pues ella le había dicho que a dicha pared le hacía falta tirarle el dintel para amarrarla y que éste le contestó que el maestro era él y que todo estaba bien.

El cadáver fue enviado al Instituto Nacional de Patología Forense para los fines de necropsia mandatorios.

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar