Internacionales_portada

Policía canadiense arresta a un hacker de Heartbleed

NUEVA YORK— La policía montada canadiense arrestó a un adolescente que, según dice, utilizó el fallo de Internet Heartbleed para tener acceso a la agencia tributaria del país.

Poco después de que el fallo de Internet se diera a conocer al mundo la semana pasada, la institución Canada Revenue Agency sufrió un robo de datos que filtró los números de Seguro Social de alrededor de 900 contribuyentes. La agencia se vio obligada a cerrar su página web temporalmente para evitar un robo mayor de información personal y confidencial.

El miércoles, la Real Policía Montada del Canadá dijo que el día anterior había arrestado a Stephen Arthuro Solís-Reyes, de 19 años de edad, en su casa en London, Ontario. Durante la redada de la policía, los agentes incautaron material informático como evidencia.

Solís-Reyes ahora enfrenta dos cargos relacionados a delitos informáticos. Según está programado, comparecerá en un tribunal de Ottawa el jueves.

El arresto parece ser el primero relacionado con el fallo Heartbleed desde que éste fue descubierto la semana pasada.
Suponiendo que la policía canadiense arrestó a la persona correcta, Solís-Reyes podría pasar a la historia de los crímenes por Internet. Quien haya cometido la infracción, por su propia cuenta logró retrasar el plazo de la declaración de impuestos del país por casi una semana. La autoridad fiscal del país retrasó la fecha límite de la presentación de declaraciones de impuestos del 30 de abril al 5 de mayo, una espera potencialmente costosa.

Los oficiales de la policía montada, que fungen como agentes federales de la aplicación de la ley, «trabajaron sin descanso analizando datos durante los últimos cuatro días, siguiendo pistas, realizando interrogatorios, obteniendo y ejecutando las autorizaciones legales», dijo el comisionado adjunto Gilles Michaud en un comunicado.

Mientras tanto, la agencia tributaria está peinando cuidadosamente sus sistemas informáticos para determinar la magnitud de los daños.
«Actualmente estamos pasando por el minucioso proceso de analizar otros fragmentos de datos, algunos que podrían estar relacionados a empresas, que también fueron eliminados», dijo Canada Revenue Agency en un comunicado.

Para abordar las preocupaciones similares en los Estados Unidos, el Servicio de Impuestos Internos (IRS, por sus siglas en inglés) aseguró a los contribuyentes que sus sistemas estaban protegidos. El IRS le dijo la semana pasada a los contribuyentes que ignoraran el fallo Heartbleed y que presentaran sus declaraciones de todos modos.

(CNNMoney)

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba