ConmemoracionesInternacionales_portada_slider

Mujeres regalan chocolate por San Valentín en Tokio

El Día de los Enamorados se celebra en Tokio de una manera muy especial: las mujeres son las principales protagonistas el 14 de febrero cuando regalan chocolate a los hombres. Un mes más tarde, el 14 de marzo, llega el `White Day´, en el que ‘ellas’ reciben de ‘ellos’ regalos de color blanco, como agradecimiento.

En Tokio, la capital y la metrópoli más populosa de Japón, y una de las mayores ciudades del mundo, podría afirmarse que hay dos días para los enamorados en lugar de uno solo, o que San Valentín consta de dos etapas, que se festejan con un mes de diferencia.

«El 14 de febrero, las mujeres son las principales protagonistas, siendo ellas quienes regalan chocolate a los hombres con los que tienen una relación, ya sean su pareja, familiares, compañeros de trabajo o conocidos», explica Taeko Ueda, representante de turismo de Tokio, GoTokyo (www.gotokyo.org/es), en España.

«En esa fecha es solo la mujer quien regala», puntualiza. «Un mes más tarde, el día 14 de marzo, llega el ‘White Day’ o ‘Día Blanco’, durante el cual las mujeres reciben de parte de los hombres un regalo que debe ser de color blanco, además de superar el valor económico de lo que ellas se gastaron en el chocolate, como una muestra agradecimiento por el Día de San Valentín», según explica.

UN REGALO FEMENINO DE DULCE.

«La popularidad del Día de los Enamorados está creciendo en Tokio, sobre todo entre los más jóvenes, y las mujeres pueden obsequiar a todo aquel hombre con el que guarden una relación este regalo tan dulce y especial, es decir el chocolate, en diferentes tamaños, precios y formas», apunta Ueda.

Explica que las características de este regalo puede indicar el cariño que se le tiene al afortunado en recibir este dulce. «Por ejemplo, si una mujer dedica su tiempo a preparar un postre de chocolate casero demostrará un cariño mayor hacia quien lo recibe, que si lo hubiera comprado en una tienda o hubiera regalado una caja de bombones», explican desde GoTokio.

Señalan que existen cinco tipos de chocolate que se denominan cada uno de una manera en función de quién sea el destinatario.

El ‘honmeichoco’ es el de mayor valor sentimental y se elabora con mucho cariño en casa para la persona amada, mientras que el ‘tomochoko’ se regala a los amigos del círculo más próximo. El ‘famichoko’ está destinado a los familiares y el ‘sewachoco’ es para los compañeros de trabajo, jefes o profesores que hayan tenido un detalle previo con la mujer, según GoTokyo.

Por último, el ‘girichoko’ es un chocolate relativamente barato que las japonesas dan el Día de San Valentín a los hombres que conocen, pero con los que no tienen una relación afectiva.

«La gran popularidad e importancia, de este chocolate, sobre todo entre los jóvenes, surgió en 1936 con un anuncio publicitario dirigido a los extranjeros enamorados que quisieran celebrarlo en la capital nipona, lo que acabó contagiando el espíritu a todos sus habitantes y conquistando sus paladares», según Ueda.

Tres lugares emblemáticos de la capital japonesa que propone GoTokyo para adquirir unos exquisitos chocolates para San Valentín son: Isetan Shinjuku Store (chocolates de edición limitada); Le chocolat de H (chocolate que incorpora sabores tradicionales como el matcha, wasabi o el miso); y Gransta Marunouchi (tienda temática dedicada al chocolate).

El 14 de marzo llega el ‘White Day’ o ‘Día Blanco’ y son ahora las mujeres quienes recibirán regalos de parte de los hombres, según esta misma fuente.

“Una característica especial de esta fecha es que, tal y como su nombre lo indica, los regalos deben ser de color blanco y, además deben superar el valor económico de lo que ella se gastó un mes antes en el ‘dulce’ detalle de chocolate», según GoTokyo.

Es una costumbre que también adoptaron Taiwán y Corea del Sur y que, en 2014, involucró un mercado de casi 578 millones de dólares, según la revista estadounidense Forbes.

Según las fuentes consultadas por la revista, el ‘Día Blanco’ surgió en 1977 cuando un ejecutivo de la confitería Ishimura Manseido, en Hakata, inspirándose en la carta de una mujer, propuso inventar un día para que los hombres agasajaran a las mujeres con regalos como un modo de expresarles su gratitud por el chocolate que de ellas les habían regalado en San Valentín.

Al ser consultadas, las empleadas de la empresa eligieron el 14 de marzo, exactamente un mes después de San Valentín, como la fecha ideal para este acontecimiento, según la publicación.

En 1978, con la colaboración de los grandes almacenes Iwataya, se celebró el ‘Día del Malvavisco’, que más tarde se cambió por la denominación más abierta de ‘Día Blanco’. Así nació una tradición que se extendió en la década de 1980, incluyendo el chocolate blanco y otros productos tangibles como regalos.

En las semanas previas al ‘White Day’ en Tokio se ven tiendas que exponen y venden chocolate blanco, malvavisco (dulce de consistencia esponjosa) y regalos variados, en paquetes blancos, para este gran acontecimiento.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba
Menu