Internacionales_portada

Intentan rescatar con vida a nueve mineros en Perú

 

Un grupo de socorristas intentaba ayer rescatar con vida a nueve mineros que llevan casi cuatro días atrapados a 250 metros bajo tierra, en un túnel horizontal, en un socavón clandestino de Perú. Los derrumbes parciales en el lugar podrían prolongar entre dos a tres días las tareas. “Teniendo todo el material que se necesita, el rescate nos demoraría otros dos días”, dijo el primer ministro peruano Oscar Valdés, quien visitó la mina donde están atrapados los mineros desde el jueves, una montaña rocosa y terrosa en la región de Ica, 325 km al sur de Lima, y a más de 1.300 metros de altitud.
 
Ellos están vivos, reciben líquidos rehidratantes y oxígeno a través de una manguera que sirve, además, de canal de conversación con los socorrsitas y sus familiares, señaló el ministro. Su salud es estable, aunque algunos presentan cuadros de angustia por la incertidumbre sobre cuándo tiempo más permanecerán atrapados.
 
Esa depresión y angustia son los síntomas que mostró ayer Jacinto Pariona, uno de los nueve mineros atrapados desde el jueves en la mina Cabeza de Negro en el sur de Perú, quien clama por salir de su encierro al hablar a través de una manguera.
 
“¡Estamos deprimidos, por favor queremos salir!” , susurró la voz temblorosa de Jacinto desde el fondo del socavón, donde se encuentra con sus otros ocho compañeros en las profundidades, tras un derrumbe en esa mina informal de cobre.
 
El ministro de Energía y Minas, Jorge Merino, pidió ayuda a mineras privadas para liberar a los mineros. “Hacemos una invocación para pedirle ayuda a mineras que tienen experiencia en armado de cuadros, necesitamos que vengan rescatistas y gente que sepa hacer limpiezas de derrumbes’’, dijo Merino a periodistas desde la boca del socavón.
 
La mina, que fue abandonada por sus dueños hace unos 20 años, es explotada por mineros artesanales de manera informal, sin contar con las adecuadas medidas de seguridad, y está ubicada en una quebrada rodeada de cerros pedregosos.
 
Según cifras oficiales, 52 mineros murieron el 2011 en accidentes de trabajo y un tercio falleció por desprendimientos de rocas. Y desde enero a la fecha han fallecido otros 16 mineros. La minería es el motor económico de Perú y el 61% del total de las exportaciones corresponden a ese rubro. Es el segundo exportador mundial de cobre y el sexto de oro.
 
Fuente: El Clarin

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar