Internacionales_portada_slider

EEUU: Autorizan nuevo fármaco de anticuerpos contra ómicron

WASHINGTON (AP) —    Reguladores de salud estadounidenses autorizaron el viernes un nuevo medicamento de anticuerpos que funciona específicamente contra la variante ómicron del COVID-19, una medida crucial para reabastecer el arsenal del país en el combate a esta enfermedad.

La Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA por sus siglas en inglés) indicó que autorizó el fármaco de Eli Lilly para pacientes adultos y adolescentes con COVID-19 de leve a moderado. A finales del año pasado Lilly anunció que trabajaba en el tratamiento después de que pruebas mostraron que su terapia previa con anticuerpos era ineficaz contra la variante ómicron, que se ha convertido en la predominante.

El gobierno del presidente Joe Biden adquirió 600.000 dosis antes de la autorización y comenzará a enviar los suministros iniciales a las autoridades estatales de salud para su distribución.

Se trata de “un paso importante para responder a la necesidad de contar con más herramientas para atender pacientes en un momento en que siguen surgiendo nuevas variantes del virus”, dijo la doctora Patricia Cavazzoni, directora del centro de medicamentos de la FDA.

La agencia hizo el anuncio después de que los dos principales tratamientos con anticuerpos monoclonales en Estados Unidos resultaran ineficaces contra ómicron. Según datos, el medicamento de Lilly también funciona contra la nueva mutación BA.2, derivada de ómicron.

Lilly dijo que el contrato para su nuevo medicamento —de nombre bebtelovimab— es por un monto de al menos 720 millones de dólares.

Los anticuerpos monoclonales fabricados en laboratorio actúan en lugar del sistema inmunitario del ser humano, bloqueando un virus invasor. Los medicamentos deben ser aplicados vía intravenosa o inyección en la etapa temprana de la infección.

Pero el mes pasado la FDA revocó su autorización al uso de emergencia del medicamento de anticuerpos Regeneron, así como al de Lilly. Ambos fármacos habían sido el eje del tratamiento con anticuerpos, y los médicos se vieron en apuros para encontrar alternativas cuando advirtieron que no funcionaban contra ómicron.

Escasean las terapias alternativas, incluyendo las píldoras antivirales de Pfizer y Merck. Un medicamento de anticuerpos de GlaxoSmithKline que continúa siendo efectivo contra ómicron también está escaso.

Los científicos dicen que los tratamientos para el COVID-19 como los anticuerpos monoclonales no sustituyen a las vacunas.

El gobierno recibirá 300.000 tratamientos del nuevo medicamento de anticuerpos en febrero y 300.000 más en marzo, según el contrato con Lilly.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba