Internacionales_portada_slider

Cadena perpetua a hombres por violar y torturar niña de ocho años en la India

India.- Un tribunal de la India ha declarado este lunes culpables seis de los ocho acusados por el asesinato de una niña de 8 años tras someterla a repetidas violaciones durante varios días en el estado de Jammu y Cachemira, en el norte de la región, un caso que conmocionó al país.

Tres de ellos han sido condenados a cadena perpetua y otros tres a cinco años de prisión por destruir pruebas y aceptar sobornos para encubrir el crimen. El séptimo hombre ha sido absuelto y otro será juzgado por separado por ser menor de edad.

Seis condenados

Tres cumplirán cadena perpetua y otros tantos cinco años de prisión

 

 

El atroz crimen indignó a la comunidad musulmana, ya que la pequeña pertenecía a una tribu nómada y pastoril de esta religión llamada Guijars. Fue secuestrada en enero de 2018 y retenida en un templo de la zona. Durante días la drogaron, violaron y torturaron hasta que falleció, y dejaron su cuerpo abandonado en un bosque.

La sentencia reconoce que el brutal ataque tenía como objeto atemorizar a su tribu y expulsarlos de esas tierras, de mayoría hindú. El crimen suscito una ola de indignación en la India, y más aun cuando dos ministros del partido en el Gobierno, el nacionalista hindú Bharatiya Janata (BJP) asistieron a una manifestación de apoyo a los acusados.

Indignación

El brutal crimen tenía como objeto expulsar de la zona a la tribu de religión musulmana a la que pertenecía la niña

Los tres principales acusados, entre los que se encuentra un funcionario local retirado, han sido condenados a cadena perpetua, mientras que los otros tres fueron sentenciados a cinco años de prisión y una multa de 50.000 rupias (unos 718 dólares), anunció el fiscal especial del caso, Santok Singh, a la salida del juzgado.

Entre los sentenciados a cinco años hay miembros de las fuerzas de seguridad que destruyeron pruebas y aceptaron sobornos para encubrir a los autores del crimen, ocurrido en enero de 2018 tras el secuestro de la menor en Kathua, una zona de mayoría hindú de Jammu y Cachemira.

 

 

El órgano judicial ya había declarado culpables a los seis esta mañana y había absuelto a un séptimo acusado, si bien se reservó la cuantía de las condenas durante varias horas. Una octava persona será juzgada en un proceso separado por ser menor de edad.

La tensión en la zona fue tal, que las autoridades tuvieron que aumentar la seguridad de los familiares de la víctima y sus abogados, y trasladar el juicio al estado vecino por el clima de inseguridad.

La India ha endurecido las leyes contra las agresiones sexuales recientemente, castigando con la pena de muerte las violaciones a menores de 12 años. Una medida que se tomó después de que una joven universitaria muriese tras ser violada en grupo en un autobús en 2012 en Nueva Delhi, un suceso que conmocionó al país y trascendió fuera de sus fronteras.

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar