Salud_portada_slider

La historia de los tatuajes

EFE:- Cada vez son más las personas que se apuntan a la moda de los tatuajes en España, sobre todo en los últimos años.

Según las estimaciones realizadas por la Academia Española de Dermatología, uno de cada tres españoles de entre 18 y 35 años tiene un tatuaje, últimamente han proliferado los centros donde pueden hacerse, aunque en lugares como Reino Unido es mucho más común y prácticamente todos los ciudadanos llevan, al menos, uno.

Si nos remontamos a la primera persona de la que se tiene constancia que dibujó retratos en su propia piel tendríamos que hablar de Ötzi, el Hombre de hielo, la momia más antigua de nuestros antepasados europeos, que vivió durante la Edad de Cobre a los (aproximadamente) 46 años de edad.

Fue descubierto por dos alpinistas alemanes en septiembre de 1991 en los Alpes de Ötzal (de ahí su nombre) y cuando falleció no se encontraba en sus mejores condiciones de salud: tenía artritis, enfermedad de Lyme y padecía de parásitos intestinales.

Además, presentaba 68 tatuajes solamente en su muñeca izquierda, dos en la espalda, cinco en la pierna derecha y otros dos en la izquierda. Se ha especulado que podrían haber sido realizados por aquel entonces como una especie de acupuntura, o función mágica y curativa.

Pero aunque hace 25 años no existieran tantos centros de tatuajes y ‘piercings’ en nuestro país, eso no significa que la gente no se hiciera ni mucho menos. Aunque puedan parecer algo moderno y juvenil, su historia es tan antigua como el mundo. Se trata de una costumbre que ha sido practicada por diferentes culturas desde que surgió el ser humano moderno, aunque también en algunas épocas fue duramente castigada.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba